Keep Walking

Black

Posted in Diario by Martín on abril 27, 2008

Soy alegre de a ratos. Como un payaso triste.

Me rehúso a ser feliz. No puedo.

No puedo evitar absorber como una esponja toda la mierda que hay alrededor y, sin embargo, no estoy seguro de que sea esta una actitud equivocada. Si soy yo el que está errado o son todos ustedes un montón de ilusos besándose el culo en una burbuja hilarante.

Los ritmos alegres me asquean, me llevan al borde de la repugnancia. Las sonrisas eternas se me antojan retratos de cocainómanos irrecuperables, casi comatosos. No las entiendo.

Los colores. Tantos colores. Parecen una alucinación, un super 8  viejo remanente de la psicodelia hippie.

Los ilusos. Tantos ilusos. Algunos se juntan a cantar la marcha peronista, otros se juntan a bailar reggaeton.

De este lado del muro, las cosas se ven distintas. Somos tan sensibles a las sutilezas que lo explícito se torna insoportable, aberrante, grotesco…

La discografía de After Forever y un buen whisky. Es todo lo que necesito esta noche.

Anuncios

Una respuesta

Subscribe to comments with RSS.

  1. Kana said, on abril 27, 2008 at 7:41 am

    se extrañaban estos post… 😀


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: